Politics

¿Cómo deberiamos entender los resultados de las elecciones de 2020?

Una mirada atrás a la reelección de la presidenta en funciones Tsai Ing-wen y el Partido Democrático Progresista (DPP) in Taiwan.
Los resultados de las elecciones de 2020 llevaron a la reelección de la presidenta actual, Tsai Ing-wen, y al Democratic Progressive Party (DPP) conservando su mayoría en la legislatura. Sin embargo, ¿cómo deberiamos analizar los resultados de las elecciones?
Los resultados de las elecciones de 2020 llevaron a la reelección de la presidenta actual, Tsai Ing-wen, y al Democratic Progressive Party (DPP) conservando su mayoría en la legislatura. Sin embargo, ¿cómo deberiamos analizar los resultados de las elecciones?

Tsai ganó por márgenes históricamente grandes, ganando más de ocho millones de votos. Por lo tanto, por población, es la mayor victoria electoral de cualquier presidente taiwanés desde que se empezaron a celebrar elecciones directas en Taiwán en 1996. Por el otro lado, Han Kuo-yu del partido Kuomintang (KMT) ganó 5,5 millones de votos, o el 39% de los votos y James Soong de la People First Party (PFP) ganó 608.000 votos, alrededor del 4% de los votos.

Con 61 escaños, el PFP también mantuvo su mayoría en la legislatura de 113 escaños. En cambio, el KMT obtuvo 38 escaños, mientras que el Taiwan People’s Party (TPP) de Ko Wen-je obtuvo 5 escaños, el New Power Party (NPP) obtuvo 3 escaños y el Taiwan Statebuilding Party (TSP) un escaño. Los cinco escaños restantes están ocupados por independientes; ni el NPP ni el PFP ganaron ningún escaño.

La victoria electoral de Tsai no sólo da al PFP un mandato para seguir avanzando en su agenda política actual, sino que sirve como una reprimenda a China. La participación electoral fue alta, con un 75% del electorado. Esto representa casi un 10% más alto que la participación de 2016.

La composición exacta de los votantes todavía no esta clara. Desde hace tiempo se temía que la disminución de la participación de los votantes jóvenes en los últimos años se tradujera en una victoria del KMT ya que, a pesar de que los jóvenes se identifican abrumadoramente como taiwaneses y no chinos y del escaso apoyo de los jóvenes al KMT, muchos jóvenes no votan. Por otra parte, se consideraba que el KMT habría podido movilizar a los grupos demográficos más viejos para que votaran, siendo la participación de los votantes de más edad significativamente mayor en Taiwán. El DPP no sólo recuperó las zonas meridionales que había perdido en las elecciones de 2018, sino que amplió su presencia en el norte de Taiwán, que es históricamente pan-Azul.

Al mismo tiempo, se observa que el KMT obtuvo en realidad un número considerablemente mayor de votos presidenciales en comparación con 2016. Eric Chu del KMT obtuvo 3,8 millones de votos en 2016, aunque el KMT se vio obstaculizado en 2016 por su cambio de candidato presidencial de última hora. El PPD también siguió perdiendo escaños en la legislatura en comparación con 2016, en que el PPD obtuvo 68 escaños, y el KMT ganó tres escaños, habiendo ganado 35 escaños en 2016.

Es muy poco probable que el KMT haya sido dejado de lado por completo como fuerza política. Alguna reorganización interna del KMT está a punto de ocurrir, con la renuncia del presidente del partido Wu Den-yih. Aún no está claro cómo será el próximo liderazgo del KMT. Como hay un precedente de un candidato presidencial fracasado que eventualmente se convertirá en el presidente del partido, como ocurrió con Hung Hsiu-chu después de su fallida campaña presidencial de 2016, no es imposible que Han se presente a la presidencia del partido. Han se postuló previamente para la presidencia del partido en 2017.

Han Kuo-Yu (Centro-Izquierda) del KMT

Puede ser que el KMT continúe adoptando un estilo político populista, ya que esto puede haber tenido éxitos visibles en la movilización de los votantes que no habría movilizado de otra manera. Al igual que en años anteriores, cuando el KMT ha experimentado una derrota electoral, es probable que el KMT vea una impugnación interna entre las fuerzas dentro del partido que piden la localización y la reforma interna - como los miembros más jóvenes del partido - y las fuerzas que piden el retorno a los fundamentos del partido. Hay señales de que esto ya ha comenzado a ocurrir.

Mientras tanto, el desempeño de los terceros e independientes indica que los mismos están aquí para quedarse como un fenómeno político en Taiwán.

Aunque muchos pensaron que el PNP sería eliminado como partido político en las elecciones de este año, después de que las divisiones internas sobre la cuestión de si apoyar o no a Tsai Ing-wen condujeran a la salida de Freddy Lim y Hung Tzu-yung, el desempeño del PNP sugiere que el partido todavía podría aprovechar sus cuatro años de logros políticos y la devoción de los seguidores del expresidente Huang Kuo-chang.

El futuro del partido está menos claro, ya que el partido no obtuvo suficientes votos para que Huang entrara en la legislatura. A pesar de que Huang sea un gran recurso para el partido debido a sus partidarios, ya que Huang no ocupa actualmente ningún puesto en el partido, también podría ser una lastre para el partido si no forma parte de la dirección, como ocurrió antes en relación con la cuestión de apoyar a Tsai Ing-wen o no.

Es probable que el TSP se esfuerce por expandirse drásticamente en el futuro, ya que ahora cuenta con un legislador, Chen Bo-wei. En línea con la expansión del TSP en los últimos años, es probable múltiples candidatos del partido se presenten durante la votacion a mitad de legislatura.

A pesar de la pérdida de dos escaños por parte del PNP, con la victoria electoral de Chen Bo-wei del TSP y ex miembro del PNP Freddy Lim habiendo obtenido una victoria como independiente, y varios candidatos del PDP siendo candidatos jóvenes, las fuerzas progresistas y pan-Verdes siguen su auge dentro de la legislatura. Es probable que la agrupación "Democracy Frontline" de candidatos independientes, del DPP y del TSP siga siendo una alianza entre partidos en la legislatura, ya que tres de sus cinco miembros ganaron sus elecciones, aunque la falta de miembros del PNP en el grupo "Democracy Frontline" puede convertirse en un asunto cada vez más incómodo.

Mientras tanto, el factor más impredecible en la legislatura puede ser el TPP de Ko Wen-je, que es ahora el tercer partido político más grande de Taiwán con cinco escaños en la legislatura, todos ganados por el voto del partido. Esto hace que el TPP sea comparable en tamaño al NPP de 2016. El TPP se enfrentará a una mayor presión para aclarar si se identifica como un partido pan-Verde o pan-Azul en el futuro, ya que mientras el TPP afirma estar más allá de las distinciones políticas pan-Verde y pan-Azul, sus miembros se inclinan hacia el campo pan-Azul.

Dado que el TPP es un partido cuya orientación política está determinada por su líder político Ko Wen-je, la orientación del TPP hacia el campo pan-Azul también es evidente debido al hecho de que Ko sólo ha llegado a pesos pesados pan-Azules como el CEO de FoxConn, Terry Gou, y el ex portavoz de la mayoría del KMT, Wang Jinpyng, sin llegar al campo pan-Verde.

Dada la centralidad de Ko en el partido, el mismo no tiene un futuro político viable más allá de Ko, a menos que pueda transformar otros miembros del partido en figuras públicas conocidas. En este sentido, sigue siendo una cuestión abierta si el TPP quitó más votos a los campos políticos pan-Verdes o pan-Azules, aunque el TPP constituyó un efecto de spoiler suficiente para que esto determinara el resultado de algunas carreras políticas.

Habra que ver cómo reaccionará China a la victoria electoral. Aparte de condenar las victorias electorales de Tsai y el DPP, no es imposible que China tome medidas para amenazar a Taiwán, como una señal de fuerza, en los próximos días. Sin embargo, es poco probable que esto ocurra debido a la posibilidad de interrumpir las próximas negociaciones comerciales de la Fase Uno entre los EE.UU. y China. Y se observa que esto llevaría a una mayor reacción contra China en Taiwán, cuando esto ya era un factor clave en la derrota electoral del KMT en las elecciones.

El alcalde de Taipei Ko Wen-Je (centro) y miembros del TPP.

La confluencia de las fuerzas políticas en el próximo ciclo electoral se hará más clara con el tiempo. No es probable que la administración de Tsai tome ninguna medida repentina, sino que continúe con su actual programa político gradualista destinado a ampliar el espacio internacional de Taiwán. El éxito que tendrá todavía no está claro.

Brian Hioe fue uno de los editores fundadores de New Bloom. Es escritor independiente cubriendo movimientos sociales y política, y ocasionalmente trabaja de traductor. Nacido en Nueva York y de origen taiwanés-americano, tiene un máster en Lenguas y Culturas de Asia Oriental de Columbia University y es graduado en Historia, Estudios de Asia Oriental y Literatura Inglesa por New York University. Fue “Democracy and Human Rights Service Fellow” en la Taiwan Foundation for Democracy de 2017 a 2018.

Foto: 蔡英文/Facebook

Available in
EnglishGermanRussianPortuguese (Brazil)SpanishFrench
Author
Brian Hioe
Translator
Nicole Harper
Date
11.05.2020
Source
Original article🔗

More in Politics

Politics

Johanna Bozuwa: Public Services for the Planet

Receive the Progressive International briefing
Privacy PolicyManage Cookies
Site and identity: Common Knowledge & Robbie Blundell